Mi?rcoles, 21 de mayo de 2008


Son imágenes bellas pero encierran uno de los peores trabajos que se pueden realizar. En la isla de Java, en Indonesia, el infierno se llama volcán Ijen. Dentro de su cráter, 200 mineros recolectan azufre inhalando gases que carcomen sus pulmones. Luego transportan el material a sus espaldas durante horas para, al final, recibir cuatro euros al día.

La mina de Ijen, en Indonesia, es una de las últimas minas de azufre a cielo abierto que quedan en el planeta. Los gases sulfurosos son expulsados por el volcán a través de largas tuberías y al enfriarse se transforman en el preciado elemento, que los dueños venderán como combustible o para la fabricación de neumáticos y pesticidas.


Muchos de los hombres que trabajan aquí van descalzos y han sufrido todo tipo de quemaduras a lo largo de los años. Cinco minutos en este lugar bastan a una persona normal para caer enferma. Los dueños de la mina apenas pagan a estos hombres cuatro euros por cada jornada de trabajo, y aún así lo consideran un buen trato: es el doble de lo que les pagarían en cualquier plantación de café de la zona.

El trabajo de la mina se divide entre los que separan el azufre de la roca y los que lo transportan montaña abajo. Estos últimos cargan sus cestas con entre 70 y 100 kilos de rocas y caminan durante kilómetros hasta la base del volcán. Muchos de ellos realizan este trayecto dos veces al día, al límite de su resistencia.

El resto, los que despegan el azufre de la roca provistos de largas varas de hierro, pueden pasar hasta cinco horas respirando el humo que sale del volcán. Al final de la jornada, los habitantes de este pequeño infierno habrán arrebatado alrededor de 12 toneladas de azufre a la montaña. Y alguien a muchos kilómetros de allí se habrá hecho un poco más rico.



-Via El Mundo y Fogonazos-


Comentarios
Publicado por User 5219168
Mi?rcoles, 28 de mayo de 2008 | 6:16
sorprendente...
es increible... no solo el sacrificio humano ante el ambiente tan hostil sobre el que trabajan, sino el sacrificio a pesar del bajo salario...una jornada que no mcuhos estuvieran disupuestos a soportar
y muchos denosotros nos quejamso de nuestro trabajos...
excelente reflexion!
sobretodo pues... si bien el azufre no es oro ni petroleo...no creo que estemos en condiciones de prescindir de el...y esta segun lei es una de las pocas minas que hay ...
Publicado por El_brujo_66
Mi?rcoles, 28 de mayo de 2008 | 20:34
Sorprendente pero real, a mi personalmente me trajo este articulo dos reflexiones: una, como tu dices, como podemos quejaros tanto de lo que tenemos y dos, ?tendremos que cerrar los ojos y volver la espalda a estas realidades siempre?.
Gracias por tu comentario y por ciero preciosa foto la de tu perfil, un saludo.